Feeds:
Entradas
Comentarios

Mascotas en casa

mascotaLas mascotas son una de las fuentes más conocidas de alergias. Sin embargo, es importante para la salud emocional de los niños tener algún animal doméstico. Con la aplicación de algunos consejos prácticos, podría evitar en lo posible las reacciones alérgicas causadas por animales.

Los animales son los mejores compañeros durante la infancia, pero también son un factor desencadenante de múltiples alergias. Si personas alérgicas se ven obligadas a convivir con animales, deben tomar algunas medidas preventivas:

– Bañe al animal con frecuencia. Consulte al veterinario para saber con que periodicidad puede bañarlo sin afectar su salud.

– Prefiera los animales con poco pelo, para evitar que éste vuele en el ambiente e ingrese a las vías respiratorias.

– Mantenga al animal en óptima salud: colóquele todas las vacunas indicadas, aliméntelo sólo con su fórmula nutricional y esté al día con todos sus medicamentos.

– Disponga un área apartada de la casa para que el animal elimine sus desechos. Las cajas de arena de los gatos deben estar en un cuarto cerrado para que la arenilla con orina no ingrese al ambiente del hogar. La persona alérgica no debe realizar la limpieza de este recinto por ningún motivo.

– Si el animal es peludo, péinelo con frecuencia para remover pelos que podrían entrar a las vías respiratorias.

– No permita que su mascota ingrese a las habitaciones.

– Tenga siempre a la mano medicamentos de emergencia para frenar crisis alérgicas graves, como inyecciones portátiles de epinefrina.

Con estas medidas, los riesgos de alergia por mascotas quedarán reducidos al mínimo. Ante cualquier reacción es importante consultar al médico de inmediato y no automedicarse.

Para tratar las alergias causadas por las mascotas recomendamos visitar www.tualergia.com, allí encontrarás productos especializados para combatir las alergias causadas por las mascotas.

Anuncios

playaDurante las vacaciones se debe procurar el descanso y el esparcimiento. Sin embargo, cambiar de ambiente puede implicar reacciones alérgicas que arruinen el plan inicial de disfrutar un viaje de placer. Los destinos que mejor favorecen a quienes padecen alergias son las zonas de montaña a más de 1000 metros sobre el nivel del mar y las áreas costeras con poca vegetación. Allí, el aire está más limpio y libre de polen. Las mejores épocas para viajar son otoño e invierno, pues hay menos polen circulando en el ambiente. Equipaje antialérgico Al preparar las cosas para el viaje, no debe olvidar todos sus medicamentos para la alergia, tanto los preventivos como los correctivos. También puede incluir epinefrina autoinyectable para contar con ella en caso de crisis severas. Igualmente, deben incluirse pañuelos para evitar polvaredas, toallas y fundas antialérgicas, gafas de sol y otras protecciones que considere necesarias. Tratamientos preventivos Si viaja a sitios de baja temperatura, es recomendable que consulte al médico previamente. El aire frío baja la temperatura de las vías respiratorias e incluso afecta los bronquios, por lo que puede necesitar un ajuste en su medicación para este tipo de destinos. También es recomendable que su médico le proporcione algún tipo de identificación de alerta médica que especifique los agentes ante los cuales reacciona. Esto le será útil en casos de emergencia.

Alergia al niquel

 

joya

Para los que padecen de alergia al níquel, su piel se vuelve todo un detector de joyas falsas. Sin embargo, debido a la propagación del uso de esta sustancia, la molesta afección en la piel no sólo se evita con el uso de prendas de oro y plata.

 

 

Si usted padece de alergia al níquel, es muy probable que lo haya descubierto utilizando una joya de imitación. La piel inmediatamente se enrojece, y aparecen comezón, erupciones e incluso ampollas.

 

Para evitar la reacción y hacer la piel alérgica más dócil, hay algunos pasos a seguir que resultan muy eficientes:

 

Cuidado con lo que toca: productos como accesorios de vestidos, algunas monedas, utensilios, baterías, colorantes, manijas de puertas, agujas, cremalleras y monturas de gafas pueden contener níquel en su composición y provocar una reacción.

 

Detecte su nivel de alergia: acuda al médico para diagnosticar su alergia, recibir un tratamiento y determinar en que nivel se encuentra su alergia. Algunas personas sólo manifiestan la reacción ante concentraciones muy altas de níquel o exposiciones muy prolongadas. Esto podría hacer que las precauciones sobre ciertos objetos puedan disminuir, pues no representarían una alerta para usted.

 

Desarrolle una rutina de cuidado de la piel: las personas alérgicas suelen tener piel seca. Esto la hace más propicia a los brotes y aumenta las molestias. Habitúese a hidratar su piel con cremas humectantes después del baño y a no exponerse a ambientes muy húmedos o secos. Para la alergia al níquel, su médico podría recetarle cremas a base de corticoesteroides para aplicación en las zonas afectadas.

 

Cree un entorno libre de níquel: asegúrese de comprar productos libres de níquel. Si se ve en la obligación de utilizar productos con contenido en níquel, barnícelos antes con varias capas de esmalte para evitar el contacto directo de la piel con el producto.

 

Productos de protección de nuestra piel al níquel : actualmente existen en el mercado productos muy eficaces para protegerse de contacto con el  niquel y poder llevar una vida totalmente normal, olvidándose de la alergia. Yo concretamente lo compro en www.alergianiquel.es y puedo afirmar que funciona. Simplemente aplicando un poco de producto a aquello que sospeche tenga niquel se protege de la temida reacción.

lentilla

Durante una crisis alérgica, los ojos también pueden verse afectados. Esta grave molestia interviene drásticamente en el estilo de vida y, por darse en una zona tan delicada, requiere de particulares cuidados. 

Las alergias oculares ocasionan fuerte comezón en el ojo, hinchazón, enrojecimiento, lagrimeo y secreciones. Suele ser ocasionada por alérgenos volátiles como polvo, ácaros, polen, epiteliales de animales domésticos, hongos, látex, etc.

El ojo se ve expuesto a través del aire, ya que las partículas alérgenas son bastante volátiles. Sin embargo, también hay un gran nivel de exposición al llevarse las manos contaminadas a los ojos, por lo que se recomienda lavarlas con frecuencia.

Alerta con los lentes de contacto

Si sufre de alergias y utiliza lentes de contacto, debe extremar las precauciones. Una buena rutina de higiene con productos especiales para su tipo de lentes evitará que los alérgenos se adhieran a los mismos y produzcan reacciones al contacto.

Adicionalmente debe estar alerta ante cualquier reacción desfavorable, ya que podría estar causada por los ingredientes de los productos que utiliza para los lentes de contacto. Algunas sustancias como el timerosal, presente en fórmulas limpiadoras para lentes de contacto, ocasionan serias alergias oculares.

Consulte al médico

El tratamiento para las alergias oculares incluye colirios con antihistamínicos o esteroides y tratamiento oral con antihistamínicos y antiinflamatorios.

En caso de que la alergia sea causada por el timerosal, existen fórmulas para lentes de contacto que no contienen este componente, y están indicados para casos de hipersensibilidad.

Lo recomendable es mantener la casa aseada, evitar el contacto con animales domésticos y utilizar lentes de sol al salir de casa, para evitar el contacto con el polvo y el polen.

 

 euro1

Padecer de alergias puede resultar extremadamente costoso. Recientes estudios han realizado estimaciones sumando el costo de consultas, exámenes, tratamientos, pérdidas por inasistencias laborales y modificaciones en el estilo de vida, encontrando cifras verdaderamente altas.

 

El paciente alérgico probablemente no haya tomado en cuenta la cantidad de gastos en los que incurre debido a su condición. Los estudios realizados al respecto demuestran que el gasto mundial debido a la rinitis alérgica es de unos 20 billones de dólares anuales. Esto hace llegar a dos conclusiones: que la enfermedad se ha diseminado ampliamente en el mundo y que los tratamientos de efecto duradero son la opción más rentable.

 

Punto para la inmunoterapia

 

Aunque la inmunoterapia es un tratamiento largo y, por ende, costoso, parece anotarse un nuevo punto a favor con estos estudios.

 

Por muy costosa que pueda resultar la inmunoterapia, los efectos son permanentes, por lo que la relación costo-beneficio parece inclinarse hacia su uso: será más el gasto de vivir con las alergias que el de tratarlas radicalmente.

 

Factores ignorados

 

Muchas personas, a la hora de calcular el costo de su alergia, sólo toman en cuenta las consultas y los tratamientos. Sin embargo, hay muchas más pérdidas monetarias derivadas de la alergia.

 

Por ejemplo, si es alérgico, deberá equipar su cuarto con fundas antialérgicas, limpiar más a menudo con productos especiales, sustituir productos de materiales alérgenos, llevar una dieta especial que puede resultar costosa, entre otros factores.

 

Igualmente, las inasistencias laborales debidas a las alergias también representan una importante pérdida económica. Ante este panorama, la necesidad de tratamientos permanentes se hace mayor.

informacionMuchas veces, quienes padecen de alergias no reciben tratamiento porque toman los síntomas como algo habitual, o lo atribuyen a otras causas. Una vez detectada la alergia, no saben a donde acudir o que medidas tomar. Asegúrese una mejor calidad de vida acudiendo a expertos en la materia.

Las personas que padecen de alergias logran notables mejoras en su calidad de vida cuando se informan adecuadamente de su condición y la tratan debidamente. Para que la alergia no se vuelva un castigo de por vida, acuda a buenas fuentes:

– Consulte si en su localidad existen asociaciones en torno a las alergias: en varios países del mundo existen asociaciones de asma y alergias, las cuales recaudan información importante, manejan listados de médicos certificados y apelan por mejores condiciones para las personas alérgicas. Si cuenta con una asociación por el estilo, acérquese y solicite información.

– Manténgase al pendiente de los comunicados emitidos por la OMS y otras instituciones certificadas: la Organización Mundial de la Salud realiza constantes investigaciones y estudios sobre los males que aquejan a la sociedad, incluyendo las alergias. Recientemente, la OMS publicó la actualización de su Guía ARIA, sobre rinitis y asma. Mantenerse al tanto de las informaciones emitidas por esta y otras instituciones le permitirá conocer los nuevos alérgenos y tratamientos disponibles.

– Converse con su médico sobre nuevos tratamientos: continuamente se lanzan al mercado nuevos y mejorados tratamientos para las alergias y el asma. Consulte con su médico para conocer más a fondo los nuevos fármacos y la posibilidad de mejorar su actual tratamiento.

– Internet a su servicio: internet contiene bastante información útil que le puede ayudar. Consulte varias fuentes para así garantizar la veracidad de las informaciones suministradas. Converse con su médico sobre los hallazgos encontrados en la web y como pueden adaptarse a su tratamiento actual contra las alergias.

oido
La conexión entre oído, nariz y garganta hace que la alergia afecte a todo este conducto por igual. En algunos casos, los cuadros alérgicos pueden dar pie a infecciones del oído, las cuales deben tratarse a tiempo para evitar complicaciones.

Los alérgenos que ingresan a las vías respiratorias a menudo pueden dar pie a la proliferación de bacterias. Cuando este proceso se inicia, puede infectarse el oído, provocando acumulaciones de pus detrás del tímpano, lo que se denomina otitis media.

Síntomas

La otitis media puede generar en el paciente los siguientes síntomas:

– Dolor y presión en el oído
– Fiebre
– Secreciones
– Molestia al masticar o acostarse
– Mareos y pérdida del equilibrio
– Pérdida temporal de la audición

Tratamiento y prevención

Por lo general, la otitis media se trata con analgésicos y antibióticos. Adicionalmente, puede ser necesario el drenaje del líquido que se encuentra presionando el tímpano, para que la infección ceda con mayor facilidad.

Los pacientes alérgicos deben extremar las medidas de precaución para evitar que un cuadro alérgico se complique y llegue a generar infecciones del oído.

Una causa frecuente de infecciones en el conducto otorrinolaringológico es la retención del estornudo. Esto crea, en primer lugar, una presión interna que puede lastimar los sensibles conductos y, en segundo lugar, atrapa las bacterias e incentiva su proliferación.

Es importante acudir al médico para tratar las alergias y mantenerlas bajo control. De esta manera, las complicaciones de esta índole son evitadas a tiempo.